21 de agosto de 2012

Sara y Lady Sara, porcelana

Hace unos días estrenaba el blog creándolo e intentando averiguar cómo poner y quitar botones para dejarlo lo más fácil posible para todas las que me visitéis y... creo que por fin, el blog y yo nos ponemos de acuerdo y empezamos a trabajar juntos!!!!

En mi página principal os contaba que me había "iniciado" en el mundo de la costura, que soy un poco autodidacta y que acepto los consejos de todo el mundo con tal de mejorar en cuestiones del coser, el ganchillo, de las fotos que cuelgue o de lo que se os ocurra.

Como todo tiene un inicio os diré qué o quien fue una de las culpables de mi nuevo "trabajo": se llama Sara, es mi hermana y desde hoy el nombre de una de mis muñecas. jajjajajjajaj acabo de bautizarla!!!!!

Lady Sara, mi muñeca de porcelana, tuvo en su momento un vestido horroroso que parecía ideal para trabajar en el campo a medidos del siglo XVI. Era tan feo, que Lady Sara perdió su identidad de campesina rápidamente, para convertirse en una distinguida dama francesa gracias a los restos de unas cortinas que en ese momento estaba haciendo mi madre para el salón. Como el vestido me quedó bonito -corte imperio, delantero cubierto de pedrería terminado bajo el pecho con un lazo azul bebé de raso que ataba a la espalda con una gran lazada y caída hasta los pies, bolso y sombrilla a juego! (lo que hacen las sombrillitas que te ponen en los cócteles!!) además de los adornos de la cortina de rodilla para abajo- le ha durado varios años. Sin embargo, el tiempo libre y las ganas de hacer cosas hicieron que Lady Sara pasara de nuevo por la "modista" y cambiara su vestuario. Aquí, es donde entra mi hermana Sara.

Sara es muy habilidosa con las manos, hace broches de fieltro, chupeteros, horquillas, cuadros personalizados para las gomas y las horquillas, cocina, hace maravillosas fotografías y tiene como estandarte sus famosas "Princesas".  Pues bien, como yo veía que Sara se pasaba las horas dando puntadas a mano para todo ello pensé que, en Navidad, su mejor regalo sólo podía ser una maravillosa máquina de coser!!! jAJAJJAJAJ me ha salido un pareado.
Ahora, os imagináis a quien le tuve que pedir su, aún secuestrada, máquina de coser verdad? Pues si.... y le doy de nuevo mil millones de gracias!!!  GRACIAS SARA!!!


El traje de Lady Sara

Lady Sara con vestido de teatro rosa pastel tornasolado
y gran tocado combinado en el "Jardín de las Delicias"

El nuevo vestido de Lady Sara debía ser elegante, distinguido y esta vez, por aquello de cambiar, con volumen. Como la cantidad de tela que necesitaba era tan pequeña utilicé un pañuelo de tipo gasa (100% poliéster) rosa brillante, que una vez cortado, cosido y terminado, rematé en marrón chocolate para darle contraste.

Lady Sara en los "Baños de Ola" del Sardinero
(Santander)
Se trata de un 2 piezas compuesto por falda y chaqueta. la chaquella lleva manga abullonada 3/4 y amplio cuello de solapa. La falda lleva debajo 3 capas de tul para darle volumen y lazo de seda marrón atado a la cintura por delante y remate en marrón chocolate en forma de borlas en miniatura para darle peso en la parte baja.
Detalle del lazo de la cintura
Bajo la chaqueta Lady Sara lleva un cuerpo de tul de varias capas para no dejar ver o entrever ni un centímetro de su piel pues ya sabéis que en España, en los siglos XVIII y XIX nuestras antepasadas eran muy pudorosas y recatadas.
Cumpliendo la tradición y aunque no lo veáis Lady Sara lleva pololos, calcetines hasta la rodilla tupidos, zapatos atados con cordón hasta el tobillo y las 3 capas de tul del cancán tal y como mandaba la moda española más exquisita.

En el pelo, sin embargo, haciendo un guiño a la modernidad que se impondría unos años más tarde, opté por cambiar el típico sombrero de ala ancha por un maravilloso tocado brillante, combinado con plumas rosas y negras, lo que le da un toque original y elegante.
 
Detalle del tocado
Detalle posterior del tocado

Bueno, que os parece? Qué tal este primer resultado??? vosotr@s diréis!!!
Un besote